Síguenos en redes sociales

Alimentos Viagra

Los alimentos viagra suponen un conjunto de opciones dietéticas con una incidencia favorable en la llegada de sangre al pene, y que puede ayudar a maximizar las erecciones. En todos ellos existe una vertiente física u orgánica que facilita la la dilatación de las arterias del pene, y una vertiente psicológica al asociar su consumo a un posible aumento de potencia sexual.

Antes de entrar en los alimentos con propiedades que puedan ser similares a la viagra, debemos recordar que la mejor forma de luchar contra la impotencia y de maximizar el funcionamiento de nuestro pene, es mediante medidas aplicables a nuestro pene, pero también a nuestro corazón, riñones, y en general positivas para nuestra salud. Entre estas destacamos la realización de actividad física, evitar alimentos procesados, control de colesterol, tensión arterial y azúcar, así como mantener un peso adecuado a nuestra estatura y complexión.

El segundo punto a analizar es el hecho de que si bien existe alimentos útiles en el contexto de la impotencia y cuyo consumo puede ayudar a la erección, existen otros tantos que pueden perjudicarla. Tanto es así que la potencia de perjuicio de los segundos es muy superior al beneficio potencial de los primeros. Los alimentos con mayor influencia negativa sobre la erección son el tabaco, el alcohol y los aquellos alimentos procesados. Desde luego las drogas de cualquier consideración también son enemigas directas del funcionamiento del pene.

Como regla general diremos que aquellos alimentos frescos y poco tratados antes de su consumo son positivos para el pene, así como para nuestra salud. Mientras que aquellos que hayan sido procesados o ultraprocesados serán nocivos para nuestro pene. No en vano nuestro pene y sus arterias disponen un funcionamiento similar a nuestro corazón y es por ello que con frecuencia los alimentos y comportamientos positivos para el corazón también lo son para el pene.

Entre los alimentos más útiles para nuestro pene, encontramos las verduras, los frutos secos, el salmón, el aguacate o los frutos rojos. En el libro Tu pene del Dr. Noval existe un capítulo específico de los mismos, si bien recopilaremos aquellos que mayor evidencia demuestran en su capacidad de mejorar la erección.

Aguacate. Se trata de una fuente de ácidos grasos poliinsaturados que va a ayudar a nivel de la dilatación de las arterias del pene.

Frutos secos. Su poder antiinflamatorio, asociado a sus micronutrientes los hacen interesantes. Debemos tener cuidado con su consumo excesivo por su gran aporte calórico.

Chocolate. Su consumo aumenta los niveles de serotonina y con ello el deseo sexual así como la percepción de bienestar. La opción pura sin azúcar es la idónea.

Apio. Capaz de aumentar la líbido a causa de la presencia de hormonas sexuales similares a las sexuales en él.

Dátiles. En su caso son positivos para la movilidad de los espermatozoides. Su elevada concentración de azúcar obliga a ser comedidos en su uso.

Sandía. En ella encontramos citrulina que es capaz de potenciar las erecciones.

Arándanos. Actúan a nivel antiinflamatorio, muy interesantes para la función de la arteria del pene.

Fresas. Su acción afrodisiaca y su bajo nivel de azúcar las convierten en una opción interesante.

Higos. Contienen betacarotenos, que potencian las hormonas sexuales.

Rúcula. Quizá el alimento más comparable a la viagra por su acción directa como mediador del óxido nítrico que dilata la arteria del pene.

Salmón. Al tener elevados índices de vitamina D puede aumentar la capacidad sexual.

Canela. Afrodisiaca y vasodilatora, su uso es interesante.

Pescado azul. La presencia de omega tres, y de grasas poliinsaturadas estimulan la llegada de sangre y con ello potencian la erección.

Espinacas. Estimula la producción de esperma gracias a sus micronutrientes.

Pistachos. Efecto mediado de nuevo por la vitamina D que supone un importante aliado a nivel del funcionamiento del pene.

Ostras. Su acción principal quizá sea la afrodisiaca, si bien sus niveles de zinc también pueden ser útiles a nivel sexual.

Aguacate, fresas, rúcula, dátiles, canela, higos, salmón, chocolate, pescado azul, espinacas, pistachos, ostras… muchos pueden tener una acción favorecedora en nuestro pene. Sin embargo, como reflexión final debemos insistir que el poder de estos a nivel positivo, es mucho menor al potencial dañino de aquellos que perjudican. Si trazamos una cena con aguacate, salmón, sandía y rúcula pero añadimos alcohol y productos procesados el resultado será perjudicial para nuestro pene. Nuestra mejor recomendación es mantener una dieta rica en verduras, frutas y alimentos frescos; evitar tabaco, alcohol, drogas y procesados, y mantener una condición física constante que nos ayuda tanto a nivel de nuestras erecciones como de nuestro corazón.

Deja una respuesta

Comparte este contenido

Facebook
Twitter
LinkedIn

Últimos Artículos